Recursos Educativos

  1. Recursos Educativos
  2. Herramientas

¿Por qué utilizar Twitch en el aula?

Con 30 millones de visitas diarias, Twitch se ha convertido en una de las principales plataformas de ‘streaming’ o vídeos en directo, y ha logrado una buena acogida entre los docentes por sus aplicaciones en el aula. A pesar de ser una de las redes sociales más recientes, Twitch ha alcanzado gran popularidad hasta convertirse en el principal competidor de plataformas ya consolidadas como YouTube.

¿Qué es?

Su éxito se explica en su estrategia de ‘contenido en streaming’ o retransmisiones en directo. De este modo, ofrece un catálogo de canales que comparten vídeos en tiempo real con el resto de usuarios y especializados en diferentes temáticas: videojuegos, ciencias, política, lengua y literatura, etc. Una diversificación que los docentes están aprovechando para aplicar en el aula.

Twitch es una plataforma que permite crear y disfrutar de contenidos en streaming, es decir, realizar o ver emisiones en directo. A pesar de que en su origen estaba concebido como un espacio para retransmitir partidas de videojuegos, con el tiempo ha diversificado su oferta y actualmente cuenta con canales relacionados con otras temáticas como la música, la divulgación científica, el deporte, etc.

Al igual que sucedió con otras redes sociales como Tik Tok, el confinamiento provocó un crecimiento exponencial de usuarios conectados: según datos de la propia plataforma, Twitch recibe actualmente 30 millones de visitantes por día y tiene una audiencia promedio de más de 2,5 millones de espectadores. Además, más de 8 millones de cuentas realizan directos cada mes.

Oportunidades en el aula

La popularidad de Twitch ha supuesto que muchos docentes se animen a implementar esta herramienta en sus clases, tanto para compartir material didáctico con otros profesores como para conectar con sus alumnos. Hay que tener en cuenta que el 70% de los espectadores tiene entre 16 y 34 años, siendo 13 años la edad mínima requerida para acceder como usuario. En este sentido, cada vez son más los alumnos que se registran y que muestran interés por el contenido que se les oferta.

Parte de su éxito radica en su interfaz: es muy intuitiva e incluye un chat para favorecer la comunicación entre los asistentes y el ‘streamer’. Esto propicia un diálogo más fluido, natural y participativo, ya que todo sucede en tiempo real.

También permite trabajar en un entorno moderado, permitiendo eliminar mensajes inapropiados o establecer normas como, por ejemplo, verificar primero la dirección de correo electrónico de los participantes para controlar quién se conecta y quién tiene permisos para intervenir.

Además, es un recurso al que se puede acceder con facilidad y desde diferentes dispositivos, ya sea un ordenador, móvil o tablet. Basta con entrar a la plataforma para ver cualquier vídeo y solo es necesario registrarse y verificar la cuenta si se desea seguir a un canal.

Estas opciones logran distintos niveles de interacción entre los alumnos y docentes y permiten llevar a cabo actividades como debates, exposiciones, trabajos colaborativos y proyectos gamificados, puesto que los creadores de contenido pueden ‘recompensar’ a su comunidad.

Twitch cuenta con una guía estratégica para los usuarios que están comenzando llamada Creator Camp, que incluye información básica para avanzar con éxito, desde la preparación del canal y un plan de contenidos hasta consejos de expertos.

Aplicación en el aula

Son muchas las posibilidades educativas de Twitch y cada vez son más los profesores que crean sus propios canales para compartir experiencias y proyectos.

La mayoría busca alcanzar mayor conexión con los intereses de sus estudiantes y fomentar su motivación en las diferentes asignaturas.

Es el ejemplo de EntreProfesTV, uno de los primeros perfiles en diseñar un contenido con enfoque educativo. Sus vídeos se centran en acercar a los usuarios diferentes herramientas tecnológicas y recursos digitales innovadores. También informan sobre eventos del sector y comparten sesiones formativas para mejorar la competencia digital de los profesores.

Cristian Olivé es otro de los profesores que se ha dejado ver por Twitch: “Por el momento, tengo previsto convertirlo en un espacio de encuentro para compartir ideas, reflexionar sobre experiencias, hablar de educación y generar debates sanos”, comunicaba en su perfil de Twitter.

Algunos ejemplos para trabajar con esta herramienta en el aula guardan relación con el Aprendizaje Basado en Proyectos y las actividades gamificadas. Las prestaciones de Twitch permiten plantear trabajos en grupo centrados en la retransmisión en directo, por lo que resultaría muy adecuado organizar programas de radio o televisión que aborden de manera divulgativa algún contenido en concreto. De este modo, los alumnos investigan sobre un tema en común y lo trasladan al canal para interactuar y debatir con el resto de sus compañeros.

Además, Twitch cuenta con ‘predicciones con puntos de canal’: una opción que permite elaborar encuestas o ‘eventos’ en los que los espectadores deben deducir posibles resultados y predecir qué ocurrirá. Los usuarios que acierten ganarán puntos y recompensas.